Seguinos

Sábado, 26 Septiembre 2020

                                 

 

 

Juicio por la muerte de Lorena Segura


Este lunes el jurado popular que decidirá la culpabilidad o no de Víctor Hugo Acuña en el juicio que lo tiene imputado por el homicidio doblemente agravado por el uso de arma de fuego y por el vínculo contra su entonces esposa Lorena Segura, escuchó testimonios claves para la causa.

Tras los alegatos del fiscal Pablo Peñasco y del defensor Jorge Luque, la Jueza María Eugenia Laigle llamó a declaración testimonial a los hermanos de la víctima, quienes fueron consultados acerca del tipo de relación que el acusado mantenía con Lorena Segura y su padre. Consultados por su hermana, los testigos la describieron como “una chica buena, predispuesta, buena madre, una chica ejemplar”.

En cuanto al imputado, señalaron que “era una persona buena, de perfil bajo, callado y un poco irresponsable. Como pareja, a simple vista se llevaban bien y tenían una buena relación”.

De las declaraciones testimoniales ante el jurado popular presente en el Centro de Congresos y Exposiciones Alfredo Bufano, se desprendió que los hermanos de Segura pudieron hablar con su esposo cuando estaba en el calabozo. “Dijo que tomaron el arma, él dejó el arma descargada en la mesa, discutieron y él volvió a tomar el arma. Luego, no supo decir cómo fue que se escaparon los disparos”.

El tercer citado en calidad de testigo fue un amigo de Víctor Hugo Acuña, quien se presentó en el debate explicando que, junto a otros amigos, intentó hablar con él luego del hecho, pero que no se lo habían permitido. “Pudimos estar con él cuando le dieron la prisión domiciliaria; nos vimos 3 o 4 veces y nunca hablamos del tema”, dijo este testigo. Luego, brindó detalles sobre el juego “magic”, al que Acuña acostumbraba jugar y que en teoría fue causante de la disputa la noche anterior a la discusión que terminaría con la vida de su esposa. Respecto al tipo de relación que mantenía la pareja, aseguró: “era excelente. Nunca supe de alguna pelea o disputa. Eran educados y respetuosos entre ellos”.

Uno de los testimonios más relevantes de la primera jornada de debate fue el del padre de Lorena Segura, quien aseguró tener una relación excelente tanto con su hija, como con su esposo. “Es como un hijo para mí y yo soy como el padre que le faltó en su vida”, fue una de las frases durante su declaración.

También este testigo debió hacer referencia al juego de cartas “magic”, a instancias de la fiscalía y explicó que en una ocasión quemó junto a Acuña cerca de 400 cartas de ese juego, por indicaciones del pastor de una iglesia, aunque Víctor Hugo Acuña luego volvió a jugar con sus amigos.

“Fue un accidente. Si yo hubiese sospechado que el señor Acuña lo hizo a propósito, no tendría la relación que tengo con él”, concluyó el padre de Lorena Segura.

Una de las hermanas de la víctima también pasó por el estrado de testigos, apoyando también la teoría del homicidio por accidente que sostiene la defensa de Acuña. “Sé que fue un accidente; nunca vi maltrato de ninguno de los dos”, señaló.

En esa misma dirección fueron las declaraciones de la madre de Lorena Segura, quien aseguró: “sé que Hugo no la quiso matar porque lo conocemos desde que era un nuño. Fue una desgracia y en lugar de Hugo, hoy podría estar mi hija acusada. Hemos sufrido mucho maltrato sólo por el hecho de perdonar”.

Víctor Hugo Acuña es juzgado en San Rafael, por la muerte de Lorena Segura en abril de 2018, en General Alvear. Arriesga una pena de prisión perpetua por homicidio agravado por el uso de arma de fuego y por el vínculo, ya que Segura era su esposa. El juicio tiene lugar en el Centro de Congreso y Exposiciones Alfredo Bufano, bajo estrictas normas de seguridad sanitaria, dado que es el primer juicio por jurado que se realiza en contexto de pandemia.

  

InfoSur - Noticias - Bertani Norte 2750 
Director Periodístico: Sergio Walter Miranda
Teléfono de contacto: (0260) - 154419200 - Mail: sergiowaltermiranda@gmail.com